Hiperplasia prostática benigna

La hiperplasia prostática benigna (HBP) es un aumento del tamaño de la próstata que es causado por el proceso de envejecimiento normal y no por el cáncer. La próstata es una glándula del tamaño de una nuez que participa en la producción de semen. Está ubicada frente al recto y debajo de la vejiga. La vejiga almacena orina, y la uretra es el tubo que transporta la orina desde la vejiga hasta el exterior del cuerpo. La próstata puede aumentar de tamaño a medida que un hombre envejece.

Una próstata agrandada puede presionar la uretra. Esto puede dificultar el pasaje de la orina. La acumulación de orina en la vejiga puede causar una infección. La presión y la infección pueden provocar daños en la vejiga y una insuficiencia en los riñones (renal).

¿Cuáles son las causas?

Esta afección es una parte normal del proceso de envejecimiento. Sin embargo, no todos los hombres desarrollan problemas por esta afección. Si la próstata se agranda lejos de la uretra, el flujo de orina no se obstruirá. Si se agranda hacia la uretra y la comprime, habrá problemas con el paso de la orina.

¿Qué incrementa el riesgo?

Es más probable que esta afección se manifieste en hombres mayores de 50 años.

¿Cuáles son los signos o los síntomas?

Los síntomas de esta afección incluyen:

•    Levantarse con frecuencia durante la noche para orinar.

•    Necesidad de orinar con más frecuencia durante el día.

•    Dificultad para comenzar a eliminar la orina.

•    Disminución del tamaño y de la fuerza del chorro de orina.

•    Pérdida (goteo) luego de orinar.

•    Imposibilidad para orinar. En este caso, es necesario un tratamiento inmediato.

•    Imposibilidad para vaciar la vejiga completamente.

•    Dolor al orinar. Esto es más común si también hay una infección.

•    Infección de las vías urinarias (IU).

¿Cómo se diagnostica?

Esta afección se diagnostica en función de los antecedentes médicos, un examen físico y los síntomas.

También se le realizarán pruebas, por ejemplo:

•    Un estudio después de vaciar la vejiga. Este mide la cantidad de orina que queda en la vejiga después de terminar de orinar.

•    Examen rectal digital. En un examen rectal, el médico controla la próstata colocando un dedo lubricado y enguantado en el recto para sentir la parte posterior de la próstata. Este examen detecta el tamaño de la glándula y si hay algún bulto o crecimiento anormal.

•    Análisis de orina (urinálisis).

•    Estudio de antígeno prostático específico (PSA). Este es un análisis de sangre que se utiliza para diagnosticar el cáncer de próstata.

•    Una ecografía. En este estudio, se utilizan ondas de sonido para producir de manera electrónica una imagen de la próstata.

El médico puede derivarlo a un especialista en enfermedades del riñón y de la próstata (urólogo).

¿Cómo se trata?

Una vez que los síntomas comienzan, el médico controlará la afección (vigilancia activa u observación

cautelosa). El tratamiento dependerá de la gravedad de la afección. El tratamiento puede incluir:

•    Observación y exámenes anuales. Este puede ser el único tratamiento necesario si la afección y los síntomas son leves.

•    Medicamentos para aliviar los síntomas, entre los que se incluyen los siguientes:

0 Medicamentos para achicar la próstata.

0 Medicamentos para relajar el músculo de la próstata.

•    Cirugía, solo cuando los casos son graves. La cirugía puede incluir lo siguiente:

◦    Prostatectomía. En este procedimiento, se extrae el tejido de la próstata completamente, a través de una incisión abierta, con un laparoscopio o con robótica.

◦    Resección transuretral de la próstata (RTUP). En este procedimiento, se inserta una herramienta a través de la abertura en la punta del pene (uretra). Se utiliza para cortar tejido del centro interior de la próstata. Los trozos se retiran a través de la misma abertura del pene. De este modo, se libera la obstrucción.

◦    Incisión transuretral (ITUP). En este procedimiento, se hacen pequeños cortes en la próstata. Esto alivia la presión de la próstata sobre la uretra.

◦    Termoterapia transuretral con microondas (TTUM). En este procedimiento, se utilizan microondas para generar calor. El calor destruye y extirpa una pequeña cantidad de tejido prostático.

◦    Ablación transuretral con aguja (ATUA). En este procedimiento, se utiliza la radiofrecuencia para destruir y extirpar una pequeña cantidad de tejido prostático.

◦    Coagulación intersticial con láser (CIL). En este procedimiento, se utiliza un láser para destruir y extirpar una pequeña cantidad de tejido prostático.

◦    Electrovaporización transuretral (EVTU). En este procedimiento, se utilizan electrodos para destruir y extirpar una pequeña cantidad de tejido prostático.

◦    Liberación uretral prostática. En este procedimiento, se inserta un implante para ejercer presión en los lóbulos de la próstata, en dirección contraria a la uretra.

Siga estas indicaciones en su casa:

•    Tome los medicamentos de venta libre y los recetados solamente como se lo haya indicado el médico.

•    Controle si hay cambios en los síntomas. Hable con su médico antes de hacer cualquier cambio.

•    Evite beber grandes cantidades de líquido antes de irse a la cama o de salir de su casa.

•    Evite o reduzca la cantidad de cafeína o alcohol que consume.

•    Tómese tiempo para orinar.

•    Concurra a todas las visitas de seguimiento como se lo haya indicado el médico. Esto es importante.

Comuniqúese con un médico si:

•    Siente dolor en la espalda sin explicación.

•    Los síntomas no mejoran con el tratamiento.

•    Los medicamentos le causan efectos secundarios.

•    La orina se vuelve muy oscura o tiene mal olor.

•    Siente que la parte inferior del abdomen está distendida y tiene problemas para orinar.

Solicite ayuda inmediatamente si:

•    Tiene fiebre o escalofríos.

•    De repente no puede orinar.

•    Se siente mareado, ligeramente aturdido o se desmaya.

•    Observa gran cantidad de sangre o coágulos sanguíneos en la orina.

•    Sus problemas urinarios se vuelven difíciles de controlar.

•    Siente dolor moderado a intenso en la espalda o en la fosa lumbar. La fosa lumbar es el costado del cuerpo entre las costillas y la cadera.

Estos síntomas pueden representar un problema grave que constituye una emergencia. No espere a ver si los síntomas desaparecen. Solicite atención médica de inmediato. Comuníquese con el servicio de emergencias de su localidad (911 en los Estados Unidos). No conduzca por sus propios medios hasta el hospital.

Resumen

•    La hiperplasia prostática benigna (HBP) es un aumento del tamaño de la próstata que es causado por el proceso de envejecimiento normal y no por el cáncer.

•    Una próstata agrandada puede presionar la uretra. Esto puede dificultar el paso de la orina.

•    Esta afección es parte del proceso de envejecimiento normal y es más probable que se manifieste en hombres mayores de 50 años.

•    Obtenga atención de inmediato si de repente no puede orinar.

Esta información no tiene como fin reemplazar el consejo del médico. Asegúrese de hacerle al médico cualquier pregunta que tenga.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.